17/2/16

: No cualquiera puede ser profesor

Nombre*:No cualquiera puede ser profesor
Género*:Desvarios
Título*:No cualquiera puede ser profesor
Cuento:
No cualquiera puede ser profesor

Del cielo bajaron Alegría, Sonrisa y Fiesta; Dios las envío a entregarle un obsequio a Caridad que por cierto ese día se encontraba muy triste… Había perdido su empleo.

- Caridad buenas tardes ¿qué te ocurre, por qué estas así? Pregunto Alegría –
- He perdido mi empleo, dicen que dejo en evidencia a los demás; que yo si enseño y los otros profesores ya no quieren enseñar nada. Han mal entendido el concepto de constructivismo. La mayoría se sientan hasta atrás entre sus alumnos, dividen el temario en mil equipos, los alumnos exponen y los que se hacen llamar profesores tienen el cinismo de cobrar por instalarse en el salón de clases a dormir. –
- Sonrisa tomará nota de los comentarios que tú haces para hacérselos llegar a mi padre en la próxima junta. Por lo pronto Dios te ha enviado un don y una petición…
¿Cuál es el don que tú deseas? Lo puedes elegir –

Caridad eligió que su don sería obtener trabajo siempre que lo deseará, en sitios donde se encontrará muy feliz y se le otorgará un pago decoroso. Así mismo fue concedido.


Fiesta se acercó agitando sus alas hacia Caridad para expresarle:

- Dios se había dado cuenta ya de los problemas que existen entre los profesores y cómo está impactando esto entre los alumnos y así mismo a la sociedad, hay mucha gente con grados académicos pero pocos son los que realmente saben.
Necesitamos que nos digas quién es el mejor de los profesores que has tenido para entregarle un don también a él o ella y que nos expliques que fue lo que te enseñó para que tú practiques la enseñanza como la llevas a cabo. –

Caridad explicó que el mejor profesor que había tenido era su tutor cuando había estudiado la licenciatura se trataba de Erasmo quien había sido profesor adjunto en la asignatura de etimologías grecolatinas.

Fiesta le pidió a Caridad que le contara lo esencial de la clase de Erasmo…

- Bueno pues es que él siempre comentó en clase que constructivismo es construir juntos, desarrollar con la supervisión del profesor; hombro con hombro no cada quien por su lado. También insistía mucho en que no cualquiera puede ser profesor; no debemos comprometernos con temas o asignaturas que no dominamos porque estamos formando a quienes darán servicio a la sociedad y un error cometido en clase puede repercutir en la destrucción de las personas.
Por eso siempre hago mi mejor papel frente a grupo porque recuerdo que quienes se encuentran sentados en el aula serán los que dirijan a las empresas y a todas las organizaciones del país, los años que se deja de enseñar son los mismos años de atraso que tendrá la nación. –

Mientras Fiesta tomaba nota de los comentarios de Caridad sonó su teléfono móvil, era el profesor Erasmo que le solicitaba su currículo pues necesitaba que le ayudara a impartir algunas asignaturas en una nueva universidad.

Alegría, Sonrisa y Fiesta tomaron entre sus manos el cofre de los dones y e hicieron una señal de despedida. Alzaron el vuelo mientras contentas veían que Caridad había encontrado empleo.


Powered by EmailMeForm



No hay comentarios.:

Publicar un comentario